Significado de Desastres naturales

Qué son Desastres naturales:

Se llama desastres naturales a una serie de fenómenos de la naturaleza de gran intensidad que ponen en peligro la vida humana. Los desastres naturales solo reciben este nombre cuando un fenómeno afecta sensiblemente a una población en condiciones de vulnerabilidad.

Esto quiere decir que no todos los fenómenos de la naturaleza son considerados desastres, sino solo aquellos que tienen una incidencia para las personas. Por ejemplo, si un terremoto cobra la vida de personas y/o destruye la ciudad, es un desastre natural. Pero si un temblor no deja daños o víctimas que lamentar, simplemente es un fenómeno natural.

Los desastres naturales se clasifican de acuerdo a la forma de manifestación en la naturaleza. A saber:

  • Meteorológicos o atmosféricos: provocados por los fenómenos climáticos, atmosféricos o meteorológicos. Por ejemplo: los huracanes y las tormentas.
  • Los desastres hidrológicos: se definen por el comportamiento descontrolado de las masas de agua. Son consecuencia de otros fenómenos, como los atmosféricos y geofísicos. Por ejemplo: las inundaciones.
  • Geofísicos: originados por los movimientos de la corteza y superficie terrestre. Por ejemplo, los terremotos y las erupciones volcánicas.
  • Biológicos: producidos por bacterias, virus o parásitos que transmiten enfermedades graves de alto contagio que se convierten en epidemias o pandemias.
  • Fenómenos espaciales: se producen cuando los fenómenos espaciales afectan la vida en la Tierra. Por ejemplo, las tormentas solares.

Tipos de desastres naturales

Entre los más importantes tipos de desastres naturales podemos mencionar los siguientes:

Huracanes

Se trata de una espiral de vientos fuertes acompañada por lluvia, causado por la depresión atmosférica repentina en zonas tropicales. De acuerdo a su lugar de origen, se puede llamar ciclón (océano Índico sureste y suroeste del Pacífico), huracán (mar Caribe) o tifón (océano Índico y mar de Japón).

Tormentas

desastres naturales

Se produce una tormenta cuando varias masas de aire de diferente temperatura coinciden. La inestabilidad atmosférica resultante produce lluvias, relámpagos, truenos, vientos fuertes y granizadas. Cuando hay relámpagos y rayos se habla de tormenta eléctrica.

Te puede interesar: Tormenta eléctrica.

Ventisca o nevazón

Se trata de una tormenta de viento y nieve con temperaturas inferiores a 0º C. Reduce la visibilidad y puede causar aturdimiento, lesiones por congelación y muerte por hipotermia.

Manga o tromba de agua

Es un embudo normalmente conectado a una nube cumuliforme, el cual se despliega sobre una masa de agua. Aquellas que provienen de un tornado terrestre que se desplaza a la superficie acuática reciben el nombre de tornádicas. Las que se producen directamente sobre el agua se llaman no tornádicas.

Olas de calor

Se llama ola u onda de calor a un período en el cual se elevan las temperaturas fuera de sus rangos habituales. Pueden causar muerte por hipertermia, incendios forestales y sequías.

Olas de frío

Se llama ola u onda de frío al descenso repentino de las temperaturas por debajo de la norma, debido al ingreso de una masa de aire frío, ya sea polar o ártico. Pueden causar muerte por hipotermia y grandes nevadas que imposibiliten la comunicación.

Tormentas de arena

desastres naturales

Son levantamientos de arena y polvo que se producen a causa de fuertes corrientes de viento, comunes en regiones áridas o semiáridas. Crean importantes problemas medioambientales y de salud de mucha gravedad.

Simún

Un simún es una fuerte corriente a aire seco y extremadamente caliente que se produce en las zonas desérticas. Puede producir muertes por hipertermia así como por asfixia.

Sequías

Son períodos en los que se registra la falta de lluvia y, por ende, se produce la escasez de agua. Una de las consecuencias más grave en el impacto en la producción de alimentos, por lo que es una causa de hambrunas.

Inundaciones

desastres naturales

Ocurren cuando las masas de agua salen de su cauce y se desbordan ocupando todas las zonas aledañas a su paso. Suelen ser consecuencia de intensos fenómenos meteorológicos.

Ver también Inundaciones

Maremotos (tsunamis)

Se refiere a la movilización de grandes masas oceánicas como consecuencia de los terremotos cuyo epicentro se produce en la plataforma marítima.

Te puede interesar: Tsunami.

Terremoto o sismo

Es un temblor de tierra brusco, repentino y de breve duración, producido por el movimiento de las placas tectónicas de la corteza terrestre.

También te puede interesar Sismo o Terremoto.

Erupciones volcánicas

desastres naturales

Se refiere a la expulsión de diversos materiales activos dentro de un volcán que, al aumentar la temperatura del magma de la tierra, son liberados de manera violenta y abrupta.

Deslizamientos de tierra

Son movimientos de masa de la superficie terrestre, ya sea lodo, roca, nieve u otros materiales, que se desplazan y arrastran todo a su paso. Pueden estar ocasionados por temblores, erupciones volcánicas y precipitaciones.

Epidemias

Son enfermedades de alto contagio que atacan a una población localizada durante un período de tiempo.

Pandemias

desastres naturales

Ocurren cuando las epidemias se expanden desde sus poblaciones originarias hacia otros países, creando una situación de emergencia internacional.

Tormentas solares

Recibe también el nombre de tormenta geomagnética. Ocurren cada cierto tiempo como consecuencia de los ciclos de actividad solar, en los cuales se producen fenómenos como llamaradas o destellos solares, nubes de gas caliente y partículas energizadas. De acuerdo a su intensidad, estos fenómenos pueden afectar el campo magnético terrestre, causando interferencias comunicacionales, apagones y problemas de salud.

Impacto de meteoritos

desastres naturales

Una lluvia de meteoritos es cuando en el espacio exterior se desplazan materiales como rocas a una determinada velocidad. Cuando estos materiales entran en la atmósfera terrestre, impactan en la superficie del planeta. Si la dimensión de la roca es lo suficientemente grande, el meteorito podrá destruir el área sobre la que impacte.

Vea también:

Causas de los desastres naturales

Los desastres naturales son producto de dos causas fundamentales: por un lado, los fenómenos de alta intensidad producidos por la naturaleza y, por el otro, fenómenos naturales inducidos por la intervención humana.

Por fenómenos de la naturaleza

Son aquellos desastres producidos por fenómenos naturales que exceden los límites de la normalidad, razón por la cual constituyen un peligro para la supervivencia humana. Por ejemplo, los terremotos y las erupciones volcánicas.

Este tipo de fenómenos responde a procesos de transformación y adaptación de los ciclos de vida de la Tierra y son independientes del ser humano. Por lo tanto, no pueden evitarse los fenómenos en sí, aunque con frecuencia se pueden mitigar sus daños con planes de evacuación o contingencia.

Por la acción humana

La intervención humana en la naturaleza en condiciones descontroladas y abusivas son una causa de desastres naturales, ya que al alterar indiscriminadamente el ecosistema, se inducen cambios amenazantes para la supervivencia, ya sea a mediano o largo plazo.

Por ejemplo, la deforestación, las sequías, cierto tipo de tormentas o el cambio climático. Los desastres naturales causados por el hombre son provocados y, por lo tanto, pueden prevenirse.

Te puede interesar: Cambio climático.

Consecuencias de los desastres naturales

Las consecuencias de los desastres naturales dependen del tipo de desastre, su magnitud y su localización. Pero en general, los desastres naturales pueden producir los siguientes daños:

  • pérdida de vidas humanas;,
  • propagación de enfermedades;
  • destrucción de infraestructura y vivienda;
  • interrupción de los servicios básicos;
  • transformación del espacio topográfico;
  • desvío del curso de las aguas;
  • transformación del ecosistema y condiciones de vida de las regiones.

Ejemplos de desastres naturales en el mundo

Algunos ejemplos importantes de desastres naturales que se han dado en el mundo a lo largo de la historia son:

La erupción del Vesubio, 79 d.C. Documentada por Plinio el Joven. La erupción afectó las ciudades de Herculano, Pompeya y Estabia. Aunque no se sabe el número total de víctimas, a la fecha se han encontrado al menos 1500 cuerpos sepultados por la materia volcánica.

La Peste Negra, 1348. La Peste Negra es el nombre con que se conoce la peste bubónica que azotó a Europa en el siglo XIV, causando la muerte de un tercio de la población.

El terremoto de Lisboa de 1755. Este terremoto, ocurrido el 1 de noviembre, día de los difuntos, dejó cerca de 100 mil fallecidos y destruyó la ciudad. El terremoto tuvo una intensidad de 8,7 grados y la devastadora duración de 10 minutos.

Huracán de San Calixto de 1780. Fue un huracán que afectó el área del Caribe, dejando un saldo de 27 mil víctimas.

La Gripe Española, 1918. La gripe española causada por un brote de influenza H1N1, fue una pandemia que, según las estimaciones, cobró la vida de unas 500 mil personas aproximadamente alrededor del mundo.

Inundación del Río Amarillo, 1931. La inundación se generó tras las lluvias torrenciales que siguieron a dos años de sequía. Cerca de 300 mil personas murieron ahogadas, mientras que las consecuencias colaterales, como la hambruna y las epidemias, elevó la cifra de víctimas a casi 4 millones de muertos.

Terremoto del Perú, 1970. Se estima que fallecieron entre 30 mil y 50 mil personas. El factor principal fue que el terremoto causó una avalancha en el Huascarán.

Terremoto de Tangshan, 1978. Este terremoto sacudió esta ciudad industrial china y, en solo 16 segundos, dejó un saldo de 242 mil víctimas oficialmente reconocidas. Se cree que la cifra real podría alcanzar el doble.

Huracán Mitch, 1998. Afectó el área de Centroamérica y dejó alrededor de 18 mil víctimas fatales.

Tsunami del Índico, 2004. Se produjo tras un terremoto de 9 grados de magnitud en la plataforma oceánica cerca de Sumatra. Cobró la vida de no menos de 275 mil personas.

Terremoto de Haití, 2010. Este terremoto, con una intensidad de 7,1 y varias réplicas, dejó un saldo de 300 mil personas fallecidas.

Terremoto de Chile, 2010. El terremoto afectó las zonas de Valparaíso, Metropolitana de Santiago, Maule, Biobío, La Araucanía y O'Higgins, y dejó un saldo de 525 muertos y 23 desaparecidos.

Incendios forestales de California, 2018. Dejaron al menos 71 fallecidos, 1011 desaparecidos, 12 mil inmuebles destruidos y miles de hectáreas consumidas por el fuego.

Erupción del Volcán de Fuego, Guatemala, 2018. La erupción volcánica produjo la muerte de 99 personas. Otras 200 personas fueron declaradas desaparecidas y hubo al menos 4000 evacuados. En general, la erupción afectó la vida de más de 1,7 millones de personas.

Huracán Dorian, 2019 (Caribe, las Bahamas, EE.UU., Canadá e Islandia). Dejó 2.500 personas desaparecidas y alrededor de 70 mil personas damnificadas solo en las Bahamas.

Incendios de la selva amazónica, 2019 (Brasil, Bolivia, Perú, y zonas aledañas de Paraguay y Argentina). Fue un fenómeno causado por la deforestación inducida por el sector ganadero. Se destruyeron 2,5 millones de hectáreas. Además de agravar el cambio climático, esto compromete la producción de oxígeno y las principales reservas de agua dulce del planeta. Por lo tanto, es un desastre natural con consecuencias a largo plazo para la supervivencia humana.

Fecha de actualización: 29/06/2020. Cómo citar: "Desastres naturales". En: Significados.com. Disponible en: https://www.significados.com/desastres-naturales/ Consultado: