Significado de Clorofila

Qué es la Clorofila:

La clorofila es un pigmento de color verde presente en las plantas, algunas bacterias y células procariotas que permite llevar a cabo el proceso de fotosíntesis. La palabra clorofila proviene del griego “χλωρος” o “chloros” que significa  "verde", y “φύλλον” o “fýlon” que expresa "hoja".

En el año 1817, la clorofila fue descubierta por los químicos Pelletier y Canventou que lograron separar la clorofila de las hojas de las plantas.

La clorofila se localiza en los cloroplastos de las células vegetales de las plantas, esto a su vez, generalmente se ubican en el citoplasma, cerca de la pared nuclear. Asimismo, la clorofila es de color verde porque es capaz de absorber luz violeta, roja, azul y reflejar luz verde, no obstante, en la época de otoño, la clorofila se descompone y, es por ello que se observa en las hojas de las plantas un color marrón u ocre.

No obstante, existen diferentes tipos de clorofila, la más común es la clorofila A se encuentra presente en la mayoría de los vegetales y, es la encargada de absorber la luz durante la fotosíntesis; la clorofila B se encuentra presente en los cloroplastos de las algas verdes y plantas terrestres, se encarga de absorber la luz de otra longitud y transfiere la energía a la clorofila A; la clorofila C está presente en los cloroplastos de las algas pardas, las diatomeas y los haptófitos y, por último, la clorofila D se halla únicamente en las algas rojas y en una cianobacteria conocida como acaryochloris marina.   

La clorofila cuenta en la estructura de sus moléculas un anillo de porfirina que contiene magnesio y su función es absorber la luz y, una cadena hidrófoba de fitol que mantiene la clorofila incluida en la membrana fotosintética. Debido a su estructura molecular, la clorofila a través del proceso de fotosíntesis permite convertir la energía inorgánica (dióxido de carbono y agua) en energía orgánica (hidratos de carbono) debido a que es el receptor de la energía luminosa en dicho proceso.

Debido a lo anterior, la clorofila es de suma importancia para las plantas, algunas algas y bacterias ya que absorbe las radiaciones de la luz solar necesaria para procesar los productos orgánicos que permiten el desenvolvimiento de sus actividades vitales.

Vea también Planta.

Propiedades medicinales de la clorofila

El consumo de clorofila para el ser humano es de suma importante por sus propiedades anticancerígenas, antibacterianas, antioxidantes y energizantes.

La clorofila ayuda a oxigenar la sangre y, por ende desintoxicar nuestro organismo. Asimismo, la clorofila ayuda al sistema digestivo para desintegrar los cálculos de oxalato cálcico con el fin de eliminar el exceso de ácido y es un efectivo antinflamatorio.   

La clorofila ayuda a reducir los altos niveles de colesterol y triglicéridos, así como, fortalece el sistema inmunológico. No obstante, combate el mal aliento producido por el tabaco, alcohol y otros alimentos.

Para poder disfrutar de todos los beneficios que proporciona la clorofila se debe de consumir la misma, a través de la ingesta de vegetales como: lechuga, espinaca, acelga, berro, entre otros; bebidas verdes lo que se conoce como green drinks y, consumirla como suplemento, en las tiendas naturistas ofrecen clorofila líquida.

Cómo citar: "Clorofila". En: Significados.com. Disponible en: https://www.significados.com/clorofila/ Consultado: