Significado de Cosmogonía

Qué es Cosmogonía:

La cosmogonía es una narración mitológica sobre la cual se pretende establecer el origen del mundo, el ser humano y el universo.

Cosmogonía también se refiere a la ciencia y las teorías que tratan de explicar el origen y evolución del universo.

Cosmogonía es una palabra que deriva del griego κοσμογονία kosmogonía, formada por kosmos que significa “mundo” y gígnomai que significa “nacer”.

La cosmogonía ofrece por medio de un relato una explicación acerca de la creación y desarrollo del mundo, el universo y los primeros seres humanos y animales, con la intención de poder establecer una realidad concebida bajo un orden físico, simbólico y religioso.

Por lo general, en estos relatos se describe un principio del cosmos con gran desorden, el cua se logra superar gracias al enlace de diversos elementos sobrenaturales que lentamente dan forma al cosmos y que son dominados por las fuerzas ejercidas por los dioses.

La cosmogonía forma parte de un gran número de culturas. Estos relatos se han transmitido a lo largo de las generaciones como herencia cultural del hombre, gracias a la necesidad que tiene el ser humano de conocer el origen de todo aquello que le rodea y de sí mismo.

Por tal razón son relatos de datas muy antiguas, lo que responde a que fueron creadas por las primeras grandes civilizaciones como, por ejemplo, la griega, egipcia, sumeria, nórdica y amerindias.

Por ejemplo, para los cristianos el libro del Génesis, en la Biblia, es un relato cosmogónico que describe cómo fue creado el universo bajo el poder y la palabra de Dios.

Vea también Mitología.

Cosmogonía maya

El Popol Vuh es el libro que relata la cosmogonía según los mayas y fue uno de los pocos relatos rescatados durante la colonización española en territorio maya.

En el Popol Vuh los mayas relatan, a través de diversas metáforas, cómo fue el principio del universo, cómo se fue construyendo el mundo y cómo fue la creación del hombre después de varios fracasos, hasta llegar al hombre de maíz, grano que era considerado como un alimento sagrado.

Vea también Cultura maya.

Cosmogonía azteca

La cosmogonía azteca está compuesta por diversos relatos sobre la creación del universo y del hombre.

Sin embargo, la versión más conocida narra que el dios supremo Ometeotl, dios del fuego, fue el creador de otros cuatro dioses que representaban el agua, el aire, la tierra y el fuego, así como de otras miles de divinidades. Esto fue posible porque Ometeotl era un dios andrógina, es decir, tenía la dualidad masculina y femenina.

Los cuatros dioses mencionados eran los encargados de mantener el equilibrio del mundo a fin de que pudiese existir el Sol. No obstante, si el equilibrio se perdía, tanto el mundo, como los hombres y el Sol desaparecían.

Vea también Aztecas.

Cosmogonía griega

La cosmogonía griega expone que el origen del mundo se encontraba en caos y desorden hasta que actuaron las fuertes y violentas fuerzas divinas de los dioses. Parte de esta visión se expone en la Teogonía de Hesíodo.

Según los relatos griegos, del caos nació Gea (la Tierra), y de ella nació Urano (el cielo). Luego, de Gea y Urano nacieron los titanes, entre ellos Rea, Cronos, Temis, Tetis, entre otros.

Vea también Literatura griega.

Fecha de actualización: 21/05/2018. Cómo citar: "Cosmogonía". En: Significados.com. Disponible en: https://www.significados.com/cosmogonia/ Consultado: