Significado de Lípidos

Qué son Lípidos:

Los lípidos son moléculas hidrofóbicas e insolubles en agua, compuestos principalmente por carbono, oxígeno e hidrógeno y generalmente unidos a cadenas de carbohidratos denominados ácidos grasos.

De esta manera, la mayoría de los lípidos a nivel biológico se clasifican como lípidos saponificables, o sea, que se forman por ácidos grasos.

Los lípidos se denominan lípidos simples cuando en su composición sólo se encuentran moléculas de carbono, oxígeno e hidrógeno como, por ejemplo, las grasas, los aceites y las ceras.

Por otro lado, se denominan lípidos complejos, a aquellos que en su estructura contiene otros elementos adicionales a los que conforman los lípidos simples como, por ejemplo, los fosfolípidos de la membrana plasmática, que contienen también un grupo fosfato modificado.

Función de los lípidos

Los diferentes tipos de lípidos que existen en el organismo, de manera general, tienen como función principal almacenar energía. En este sentido, cada gramo de lípido contiene el doble de energía que un carbohidrato, por ejemplo.

En el reino animal, los lípidos también tienen la función de brindar aislamiento térmico y es una unidad fundamental para la formación de:

  • vitaminas y la absorción de ellas como, por ejemplo, las vitaminas A, D, K y E,
  • hormonas como, por ejemplo, la testosterona y el estradiol,
  • ácidos biliares que ayudan a la digestión,
  • membranas plasmáticas, compuesta de lípidos especializados llamados fosfolípidos.

Además, en los seres humanos, algunos lípidos como, por ejemplo, los ácidos grasos esenciales, regulan la inflamación y el estado de ánimo, reducen el riesgo de muerte súbita por ataques cardíacos, disminuye los triglicéridos en la sangre, baja la presión arterial y previene la formación de coágulos sanguíneos.

Por otro lado, los lípidos en forma de cera ayudan en la función de impermeabilización de las hojas en las plantas y las plumas de las aves.

Tipos de lípidos

A nivel biológico, los lípidos simples más importantes se dividen en grasas, aceites y ceras y dentro de los lípidos complejos podemos encontrar los fosfolípidos y los esteroides.

Las grasas

Las grasas son uno de los tipos de lípidos más conocidos. Se consideran lípidos simples porque se compone de carbono, oxígeno e hidrógeno y se denominan lípidos saponificables por estar formados por ácidos grasos.

Las grasas están formadas por un esqueleto de glicerol y por lo menos un ácido graso unido mediante un enlace éster (C=O). Según la cantidad de colas de ácidos grasos se clasifican en monoacilglicéridos (1 ácido graso), diacilglicéridos (2 ácidos grasos) o triacilglicéridos (3 ácidos grasos).

Las grasas se caracterizan por sus ácidos grasos saturados de enlaces simples que le otorgan solidez como, por ejemplo, las células adiposas especializadas llamadas adipocitos que forman el tejido adiposo y la mantequilla.

Aceites

Los aceites son lípidos simples y saponificables. Se caracterizan por ser líquidos debido a sus colas de ácidos grasos insaturados con enlaces dobles de configuración cis. Ejemplos de ellos podemos encontrar los ácidos grasos esenciales, también conocidos como ácidos grasos omega.

Ceras

Las ceras son lípidos simples y saponificables cuya estructura se conforma generalmente de cadenas largas de ácidos grasos unidas a alcoholes (glicerina) mediante enlaces éster (C=O). Las ceras pueden encontrarse en las hojas de las plantas y las plumas de las aves que le otorgan propiedades hidrofóbicas.

Fosfolípidos

Los fosfolípidos son lípidos complejos, ya que, además de su esqueleto de glicerina y sus 2 colas de ácidos grasos, presenta un grupo fosfato modifica. Los fosfolípidos son lípidos especializados y son componentes principales de la membrana plasmática o celular.

Conforman la bicapa fosfolípida de la membrana celular, donde las colas de los ácidos grasos forman la parte hidrofóbica de la capa situada entre las cabezas hidrofílica de los grupos fosfatos.

Esteroides

Los esteroides son moléculas lipídicas complejas, ya que su estructura se compone de 4 anillos de carbono fusionados. Los esteroides comparten las características hidrofóficas de los lípidos, como su insolubilidad en el agua. Ejemplos de esteroides son el colesterol, sintetizado principalmente por el hígado y las materias primas de hormonas sexuales como la testosterona.

Estructura química de los lípidos

estructura lípidos

La mayoría de los lípidos, ya sean, grasas, aceites, ceras o fosfolípidos, se componen de un esqueleto de glicerol (C3H8O3) o también conocido como glicerina, un alcohol compuesto de 3 grupos hidroxilos (OH).

De manera general, los grupos hidroxilos del glicerol se unen a ácidos grasos mediante enlaces éster (C=O) en una reacción denominada síntesis por deshidratación. Los lípidos formados por ácidos grasos son denominados lípidos saponificables.

Según la cantidad de ácidos grasos que se unen a la molécula de glicerol, se obtendrán los siguientes tipos de lípidos:

  • Monoacilglicéridos: 1 cola de ácido graso unido a 1 molécula de glicerina,
  • Diacilglicéridos: 2 colas de ácido graso unido a 1 molécula de glicerina,
  • Triacilglicéridos: 3 colas de ácido graso unido a 1 molécula de glicerina

Estructura de ácidos grasos

Los ácidos grasos forman las colas de los lípidos saponificables, que constituyen la mayoría de los lípidos. Los ácidos grasos son largas cadenas de carbohidratos (entre 4 a 36 carbonos) unidas a un grupo carboxilo.

Lo ácidos grasos se clasifican en saturados e insaturados:

Ácidos grasos saturados

Los ácidos grasos saturados están compuestos de enlaces sencillos entre los carbonos (C) vecinos. Se denomina saturado por estar saturado de moléculas de de hidrógeno (H), o sea, que los carbonos están unidos a la mayor cantidad de hidrógenos posibles.

Los enlaces simples generan colas rectas y compactas característicos de las grasas sólidas con puntos de fusión altas como, por ejemplo, la mantequilla.

Ácidos grasos insaturados

La estructura de los ácidos grasos insaturados se forman por enlaces dobles que significa que tienen menos hidrógenos (H). Los ácidos grasos insaturados que contienen 1 enlace dobles se denominan monoinsaturados y aquellos que tienen varios enlaces dobles son poliinsaturados.

Según el tipo de configuración de los enlaces dobles de los ácidos grasos, se encuentran los enlaces dobles cis y los enlaces dobles trans.

Los enlaces dobles cis que se caracterizan por unirse a 2 hidrógenos en un mismo lado. Este tipo de enlaces son propios de los lípidos líquidos o aceites, por tener un punto de fusión bajo como, por ejemplo, el aceite de oliva.

Otro ejemplo son los ácidos grasos esenciales, llamados así porque el son necesarios en la dieta del cuerpo humano, ya que, no los sintetiza naturalmente. Los ácidos grasos esenciales son insaturados y contienen por lo menos 2 enlaces cis. Entre ellos podemos encontrar aquellos derivados del ácido alfalinolénico (ALA), conocidos como omega-3, y del ácido linoleico (LA), denominado omega-6.

Vea también Pirámide alimenticia.

Los enlaces dobles trans, en cambio, se caracterizan por unirse a sus 2 hidrógenos pero que se sitúan a lados opuestos. Este tipo de ácidos grasos se obtienen de procedimientos industriales llamados hidrogenación parcial que convierte los enlaces dobles en enlaces sencillos para así dar a los aceites propiedades sólidas como el de las grasas saturadas como, por ejemplo, las mantecas vegetales.

Vea también Biomoléculas.

Fecha de actualización: 07/09/2019. Cómo citar: "Lípidos". En: Significados.com. Disponible en: https://www.significados.com/lipidos/ Consultado: