Significado de Negocio

Qué es Negocio:

Negocio es cualquier ocupación, quehacer o trabajo que se realiza para obtener un beneficio de efecto lucrativo, por medio de actividades de producción, comercialización o prestación de servicios. La palabra negocio es de origen latín “negotium”, formado por los vocablos “nec” y “otium” que significa “no sin recompensa”.

También, negocio es la utilidad o interés que se logra en lo que se trata, comercia o pretende como es el caso de: negocio de publicidad, negocio de restauración. Asimismo, es el tema o asunto en el que se ocupa una persona​, por ejemplo: "aquel hombre debe de estar metido en negocios turbios."

Por otro lado, negocio hace referencia al local en que negocia o comercia, por ejemplo: restaurant, concesionario, tiendas de artefactos, ropas, concesionarios, entre otros.

No obstante, existen diferentes tipos de negocios. El negocio en internet o electrónico consiste en realizar actividades de producción y ventas a través de internet, específicamente el negocio en internet es poseer como tienda una página web en la cual se publica productos o servicios, lo cual los usuarios pueden escoger y pagar con tarjeta de crédito.

El negocio internacional, tal como lo indica su nombre, son el conjunto de transacciones que se realiza entre 2 o más países. Se puede deducir que el negocio internacional abarca exportaciones e importaciones, así como financiamientos e inversiones. No obstante, cada país contiene su regulación jurídica para establecer la forma y los requisitos para llevar acabo el intercambio internacional de bienes y servicios.

En relación a lo anterior, cualquier negocio que se establece puede ser lucrativo o no, lo que es lo mismo un negocio lucrativo o un negocio no lucrativo. Por su parte, la finalidad de montar un negocio es de fines lucrativos, cuya palabra significa ganancia o beneficios. Por lo tanto, al obtener a final de año buenas ganancias como resultado de la comercialización de productos o servicios que se dedica el negocio, se puede hablar sin duda alguna de un negocio lucrativo, en caso contrario, es un negocio no lucrativo ya que no se obtiene ganancias favorables.

Ahora bien, en relación a lo anterior, “el negocio va en marcha”, hace referencia a que el negocio continuará operando en el futuro. El negocio en marcha se comprueba a través de los estudios que realiza el fiscal o auditor de los estados financieros de la empresa y concluye con un dictamen sobre la capacidad que posee la empresa para continuar el negocio. Algunas de las situaciones que pueden afectar a la continuidad del negocio son: incapacidad de pago de obligaciones, flujos negativos de efectivo, pérdidas de mercado, escasez de productos, entre otros.

De igual manera, existen expresiones con la palabra negocio como por ejemplo: “negocio redondo”, la misma indica aquel negocio muy ventajoso y, permite obtener muchas ganancias, por ejemplo: la venta de un bien inmueble por el doble de su precio, con respecto a este ejemplo se puede deducir que es un negocio redondo ya que sus ganancias son máximas; “el negocio de la ocasión”, hace referencia a una buena oferta, a un negocio con condiciones únicas y favorables para el individuo y, por lo tanto, debe de ser aprovechado.

Negocio jurídico

En el ámbito del derecho, el negocio jurídico¸ es la manifestación de voluntad que establece efectos jurídicos con el fin de adquirir, modificar o extinguir algún derecho subjetivo. El negocio jurídico puede ser: unilateral o bilateral, el primero se atañe a una sola parte y, el segundo a más de uno, asimismo, pueden ser oneroso cuando se exige una contraprestación a la parte contraria y, de lo contrario gratuito. Es de resaltar, que el negocio jurídico se lleva a cabo si existe manifestación de voluntad, la causa es lícita y posible y, cumpliendo con la forma estipulada en el ordenamiento jurídico.

En algunas legislaciones, el negocio jurídico se vincula con el acto jurídico y en otras se habla por separado. El acto jurídico es toda manifestación de voluntad que produce efectos jurídicos deseados o no por los sujetos que intervienen en el mismo. En el caso, de plantearlos de forma diferente se puede decir que los efectos del acto jurídico se encuentran establecidos en la ley, a su vez, los efectos del negocio jurídico son aquellos que han buscado las partes, en consecuencia, el negocio jurídico es requerido por las partes, es regulado por la voluntad de las partes y, el acto jurídico es meramente legal, es decir, es regulado por la ley.

Fecha de actualización: 02/02/2015. Cómo citar: "Negocio". En: Significados.com. Disponible en: https://www.significados.com/negocio/ Consultado: